¿En qué consiste el miedo a volar?

miedo-a-volar

La aerofobia o miedo a volar, no es un miedo poco frecuente, sino todo lo contrario. Actualmente afecta aproximadamente a un 25% de la población.  

No hay ninguna emoción que esté tan presente como el miedo. El miedo viene antes y después de cualquier cosa, es la emoción más importante porque nos ayuda a reaccionar en milésimas de segundo, nos protege de posibles peligros y evita que nos pongamos en situación de riesgo.

El problema viene cuando el miedo se transforma de recurso a límite, cuando esa función instintiva de protección se vuelve distorsionada y en vez de protegernos y ayudarnos , nos genera problemas…

¿Quién tiene miedo a volar?

El miedo a volar puede afectar a cualquier tipo de persona independientemente de su cultura, sexo, edad, inteligencia o éxito profesional.  De hecho, este tipo de miedo afecta a bastantes personas con gran éxito profesional que ocupan puestos de mucha responsabilidad.

No obstante, aunque puede afectar a cualquiera , son más propensas a padecerlo las personas creativas, con bastante imaginación y a las que les gusta tener las cosas bajo su control.

¿A qué se suele tener miedo?

Existen diferentes tipos de personas con miedo a volar :

  • Quienes temen sufrir un accidente debido a un fallo en el avión por error de los pilotos , por mal tiempo, etc. …
  • Quienes tienen miedo a que les invada el miedo, pues temen no ser capaces de afrontar el vuelo: Piensan que tendrán un ataque de pánico, que no soportarán la idea de no poder salir de ahí o piensan que harán el ridículo delante de los demás. 

Sentirse inseguro dentro de un avión favorece enormemente la aparición de la ansiedad, y por lo tanto, que aparezcan pensamientos relacionados con temer sufrir un ataque de pánico o querer salir de ahí. Ambos se imaginan todas las situaciones posibles que podrían ocurrirles y se ven incapaces de afrontarlas con éxito.

¿Cómo ayudar a una persona con miedo a volar?

Cuando estamos delante de una persona con miedo a volar, por norma general, lo que intentamos hacer para poder ayudarle es hacerle ver que es estadísticamente imposible que suceda una catástrofe.

Por lo que nos esforzamos en utilizar la lógica ordinaria y razonar con frases del tipo «es más fácil que la gente muera en la calle que en un accidente aéreo”, «tienes ansiedad», «lo que tienes que hacer es relajarte y disfrutar del vuelo”, «el avión es el medio de transporte más seguro”, «no te va a pasar nada”…

Este tipo de razonamientos que realizamos con nuestras mejores intenciones, no resultan nada útiles para vencer el miedo.  

En la mayoría de las situaciones o el miedo gana la partida y la persona evita coger el avión, o se ve obligado a consumir ansiolíticos para poder soportarlo. Trasformando de esta manera una situación que podría ser placentera, en una pesadilla.

El miedo a volar  es un miedo como cualquier otro, cada vez que evitamos la situación temida nuestro cerebro recibe un refuerzo para ese temor. Es decir cada vez que evitamos aumentamos el problema.

Un miedo que no es vencido puede durar toda la vida

Con esto no quiero decir que la solución sea volar en forma ciega, pero es importante saber que si no buscamos la forma de superar este miedo, difícilmente este disminuya o desaparezca por sí solo.

Miedo y ansiedad se influencian de manera circular, el uno es el efecto del otro. Pero dicho efecto, a veces, puede transformarse en causa. Es decir, lo que hace la diferencia es que si se aprende a gestionar el miedo, se controla la ansiedad, mientras que si se aprende a reducir solo la ansiedad, no se elimina el miedo…

El tratamiento desde la Terapia Breve Estratégica es altamente efectivo en estos casos, ya que consigue desbloquear el miedo a volar en pocas sesiones. Este tipo de terapia trabaja en colaboración con el paciente, dando indicaciones precisas y pautas que se deben realizar en casa.  

El miedo cuando no es adaptativo es todo lo contrario, limita nuestras posibilidades y nuestro mundo, haciendo que este sea cada vez más pequeño y nuestras opciones más limitadas.

 

Un abrazo, 

Ana Belén Medialdea. 

 

Facebook
Google+
Twitter
LinkedIn
Pinterest
Ana Belén Medialdea

Ana Belén Medialdea

Psicóloga general sanitaria en Madrid. Especialista en terapia con adolescentes, adultos y familias desde el enfoque de terapia breve y estratégico.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Utilizamos cookies en esta web para mejorar nuestro servicio más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar